Día Internacional de información sobre el peligro de las minas y de asistencia para las actividades relativas a las minas

04 de Abril
First Phase Digital

Las minas y los restos explosivos de guerra constituyen una grave amenaza para la seguridad, la salud y la vida de la población local o un obstáculo para el desarrollo social y económico. Por ese motivo, la Asamblea General decidió en diciembre de 2005 que, todos los años se observara el Día Internacional de información sobre el peligro de las minas y de asistencia para las actividades relativas a las minas (resolución 60/97).

Las minas terrestres no son los únicos explosivos que representan un peligro para los civiles que viven en zonas de conflicto o de post conflicto. Las bombas que no han sido detonadas, las granadas, las armas y munición sin dispositivos de seguridad, y los artefactos explosivos improvisados también pueden matar, herir e impedir el acceso a la atención médica, a la educación y al desarrollo. En Afganistán la cifra de muertes causadas por este tipo de artefactos es diez veces superior a las muertes por la explosión de minas terrestres.

La naturaleza de los conflictos también ha cambiado. El creciente protagonismo de los actores no gubernamentales y la menor frecuencia de acuerdos de paz estables han creado un entorno más complejo y peligroso para los trabajadores humanitarios.

«Más que minas» subraya los cambios que están teniendo lugar en el planeta y la labor de adaptación de las Naciones Unidas y de sus socios para poder superar los nuevos retos. Esta adaptación es clave para que la ayuda humanitaria siga siendo una labor crucial y también para dar una respuesta eficaz a las necesidades de las personas y los países afectados por conflictos armados.