Día internacional de la eliminación de la violencia contra la mujer: que nadie se quede atrás

Orange the World Logo 2017_Horizontal_Web_72ppi_ES

En el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer, declarado el 25 de noviembre por la Asamblea General de las Naciones Unidas, los países de Canadá, Francia, España, Suecia, Suiza, Unión Europea, la Organización de Estados Americanos y el Sistema de Naciones Unidas reiteramos nuestro compromiso de acompañar y apoyar al Estado y a la Sociedad Civil de Guatemala para seguir avanzando en los esfuerzos encaminados a la eliminación de todas las formas de violencia contra las mujeres.

Reconocemos los avances realizados por el Estado de Guatemala para establecer marcos legales y políticas públicas articuladas a instrumentos internacionales, en consonancia con la Agenda Global sobre los derechos humanos de las mujeres promoviendo de manera integral el empoderamiento de las mujeres y la eliminación de la violencia desde una perspectiva de igualdad de género.

Valoramos los esfuerzos impulsados por entidades públicas, redes, coordinaciones, organizaciones de mujeres y organizaciones de sociedad civil para promover el acceso efectivo de todas las mujeres, niñas y adolescentes de Guatemala a una vida libre de violencia, en particular aquellas pertenecientes a etnias indígenas con mayores niveles de exclusión que la media de la población.

Convencidos de que la violencia en todas sus formas hacia las mujeres en todas las etapas de su vida es una problemática estructural y social, que conlleva un alto costo económico y de oportunidad para la sociedad en su conjunto, nuestro trabajo está orientado a promover y proteger los derechos humanos de las mujeres.

A nivel mundial, una de cada tres mujeres ha sufrido violencia física o sexual. En el caso de Guatemala, el Ministerio Público ha reportado que el delito más denunciado es el de violencia contra la mujer, registrándose en lo que va del año 2017 (de enero a octubre) un total de 51,742 denuncias[1]. Adicionalmente, se registraron 877 delitos de muertes violentas de mujeres y femicidios[2] y 10,963 delitos sexuales en el mismo periodo[3]. El Registro Nacional de las Personas (RENAP) reportó 54,114 nacimientos en niñas-madres de 10 a 19 años[4].

En este contexto, exhortamos a redoblar esfuerzos que permitan alcanzar la visión de la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible para construir “un mundo justo, equitativo, tolerante, abierto y socialmente inclusivo”[5], poniendo en primer plano a las mujeres y niñas marginadas y desatendidas como las refugiadas, migrantes, indígenas y las afectadas por conflictos y los desastres naturales.

[1] Fuente: MP -Sistema Informático de Control de la Investigación -SICOMP. Enero – octubre de 2017

[2] Fuente: MP -Sistema Informático de Control de la Investigación -SICOMP. Enero – octubre de 2017

[3] Fuente: MP -Sistema Informático de Control de la Investigación -SICOMP. Enero – octubre de 2017.

[4] Fuente: Monitoreo del Observatorio de Salud Sexual y Reproductiva – OSAR-.

[5] Palabras del Secretario General de las Naciones Unidas, António Guterres